Jon Staff y Pete Davis, dos emprendedores estadounidenses amantes de la vida al aire libre, trabajaron junto a un grupo de estudiantes de la Escuela de Diseño de Harvard para dar forma final a su proyecto Getaway (escapada), una serie de casas rodantes hechas de madera que son alquiladas por ciudadanos estresados para reconectarse con ellos mismos en medio de los entornos naturales cercanos a sus ciudades. Boston, Nueva York y el Distrito de Columbia son las primeras tres locaciones beneficiadas con este sistema de refugios móviles. Otras ciudades pueden solicitarse acá

”Getaway no se trata solo de una pequeña casita o sobre estar en el bosque. Se trata de rejuvenecer lo que realmente importa. Guarda tu teléfono en la caja fuerte y arma una buena conversación. Sintoniza el ruido y escucha el aire libre. Apaga tus pantallas y disfruta de las estrellas. Nuestra misión es ofrecer una experiencia que valga la pena: lo suficientemente profunda y simple como para ayudarte a encontrarte a ti mismo, a deleitarte con la naturaleza y reavivar las conexiones que te animan. Proporcionaremos lo básico; el resto depende de ti.” dice Getaway.