Luego de Pétreo 1, una pieza de mobiliario que indaga las posibilidades de ser heredable, los arquitectos chilenos Cristián Soza y Felipe Fuentealba Cabion siguen utilizando materiales comunes para dar forma a una pieza forjada con las manos.

Se trata de la ”Lámpara de lectura Pétreo 2”, una composición elemental hecha con una base de madera intervenida con la técnica de conservación japonesa conocida como shou sugi ban, y un soporte para libros en forma de ”L” ejecutado en una sola pieza de hormigón armado de 1cm de espesor. El conjunto se completa con una ampolleta incandescente de carbono.

”La lámpara nace como una excusa, para crear una detención en la vida y regalarse un momento para uno, en este caso para poder leer un libro con una luz indicada y cálida. Cuenta con un soporte de hormigón armado para sostener los libros favoritos, dejándolos en directa relación con el usuario.” relatan los arquitectos chilenos.