La forma de cruz de esta sencilla villa ubicado a las afueras de Virrat, en Finladia, alcanza cuatro vistas muy diferentes. El espacio de la ”Villa cuatro esquinas”, proyectada por Avanto Architects, está abierto y definido al mismo tiempo. El exterior está tratado en negro y, para contrastar, el interior es muy blanco y luminoso.

El color oscuro hace que el edificio desaparezca totalmente cuando se ve desde el lago. El techo es plano: los clichés de la arquitectura moderna presentan una ironía cálida. El edificio está bien aislado y se calienta con madera, lo que da como resultado un edificio sin emisiones de carbono. No hay agua corriente y la electricidad es proporcionada por el sol. Las verduras y las hierbas se cultivan en el lugar y el lago Vaskivesi es conocido como un buen lugar para pescar lucios.

La vida simple y ascética en el campo difiere dramáticamente de la agitada vida de la ciudad y brinda la posibilidad de vivir una vida con un impacto mínimo en la naturaleza.

planta general