En el mundo, más del 80% del suministro de alimentos es posible gracias a las abejas por lo que ellas son fundamentales para el ecosistema y la supervivencia humana en el planeta. En este escenario, la apicultura es cada vez más importante a medida que los estudios reportan altas tasas de disminución en las poblaciones de abejas.

Por todo lo anterior, la empresa italiana Beeing quiere fortalecer la población de abejas y fomentar una nueva generación de apicultores domésticos mediante la creación de colmenas compactas que simplifiquen el proceso de recolección. Diseñadas para adaptarse a los espacios urbanos, la B-box es una colmena cubierta de madera contrachapada que tiene como objetivo alentar a las personas a ver la apicultura como algo que se puede hacer fácilmente en casa.

La B-box está hecha predominantemente de madera que ha sido cortada en paneles y revestida con policarbonato para crear un exterior cálido. Juntos, estos materiales forman la estructura principal, que encierra la colmena, con un panel extraíble que permite ver a las abejas mientras trabajan.

Las abejas entran por una chimenea de 2,2 metros de largo, que tiene una abertura en la parte superior para que el apicultor pueda observar la colmena sin molestar la salida y la entrada. Con dimensiones de base de 67 × 47 cm o 27 × 19 pulgadas, la colmena es adecuada para espacios pequeños, pero también se puede personalizar.

”Las abejas son especiales: no solo producen miel, sino que también son responsables de la polinización. Queremos darles a todos la oportunidad de conocerlas, observarlas y producir miel de una manera muy fácil y segura”, dice Beeing en su comunicado. “El sistema patentado separa el área en la que viven las abejas de la que almacenan la miel, para que pueda extraerla de manera segura, sin velo ni guantes, y sin contacto con las abejas”.

El acceso de las abejas se produce por una palanca que primero permite que las abejas entren en las cámaras de nido de abeja. Cuando los usuarios quieren recolectar la miel, la palanca se puede jalar, permitiendo que las abejas salgan de las cámaras pero no entren. Después de unas pocas horas, la cámara de nido de abeja se vaciará de abejas.

La ”B-box” está actualmente lista para la producción y Beeing está aceptando pedidos anticipados a través de una campaña Indiegogo, que se cierra en unas pocas semanas. A partir de ayer, 4 de julio de 2019, la compañía ha superado su objetivo de € 40,000 en un 147% , con 181 patrocinadores que prometen casi € 100,000. Los primeros envíos se realizarán en noviembre de este año.