Creadas por el diseñador industrial Samuel Wilkinson y los experimentados empresarios en iluminación, Chris Stimson y Bujar Shkodra, BEEM es una nueva colección de bombillas (o ampolletas) únicas de alto impacto y bajo consumo de energía. La colección BEEM, lanzada en la Milan Design Week 2018, está compuesta por dos luces LED: la Smile-stick Smile y Nimbus, parecidas a las nubes, y ambas han sido diseñadas por Wilkinson para combinar lo mejor de la tecnología de iluminación moderna con un diseño contemporáneo que revienta las convenciones.

Ambas bombillas están diseñadas para ser infinitamente configurables, y pueden colocarse en espacios públicos como bares y restaurantes de forma individual o en combinación para crear efectos de iluminación sorprendentes. Diseñadas para emitir un brillo cálido en lugar de un brillo severo, Smile y Nimbus son los primeros productos en la gama de BEEM de diseños de bombillas modernas, llenas de matices y gráficos de Samuel.

”Nos propusimos conscientemente hacer formas contemporáneas. El mercado de las bombillas está saturado con el estilo retro, es bueno crear algo diferente. Nos dimos cuenta de que casi todas las bombillas bajaban y parecían salir del soporte de la bombilla. Nuestra primera reacción fue hacer formas que hagan lo contrario: ¿por qué no subir y separar visualmente las partes? Una luz se convierte en una escultura en el aire. ¿Por qué mirar el bulto del portalámparas que está encima? ¿Por qué no esconderlo con la bombilla?”, cuestiona Samuel Wilkinson.