El estudio de arquitectura estadounidense Clayton & Little ha levantado esta estructura para almacenamiento agrícola a partir de tuberías recuperadas de un campo petrolero que a su vez funcionan como la armadura para un techo fotovoltaico para compensar la demanda eléctrica, recolectar lluvia para irrigar árboles y praderas adyacentes, así como para cubrir vehículos,  implementos agrícolas, un taller y el suministros para el ganado. Esto tiene la intención de reducir drásticamente la dependencia de los viñedos del agua de la red, y en combinación con los paneles solares, efectivamente lo desconecta de la red.

El ”Saxum Vineyard Equipment Barn” se encuentra en el James Berry Vineyard, parte del grupo Saxum Vineyard, en Paso Robles, una ciudad en el centro de California conocida por sus olivares, laderas y bodegas.

El estudio describe la estructura, que está hecha de tuberías de yacimientos de petróleo recuperados, como una versión moderna de un establo de postes, un tipo de edificio agrícola que comenzó a construirse en los EE. UU. en la década de 1930.

La estructura es mayormente simétrica con un área de almacenamiento central abierta y habitaciones cerradas para almacenamiento a ambos lados. El edificio está revestido con paneles perforados de acero corten que protegen la maquinaria de la luz solar y permiten que pase el viento.

En la parte superior de la cubierta del granero, que está soportado por las tuberías recuperadas, hay una serie de paneles fotovoltaicos. Estos módulos solares de vidrio laminado actúan como el techo del establo, lo que reduce el costo ya que no era necesaria una estructura separada.

Los paneles solares compensan la demanda eléctrica de la bodega, liberándola de la dependencia de la energía conectada a la red. La energía de los paneles también apoya las bombas de riego en los viñedos. El sistema fotovoltaico está diseñado para producir aproximadamente 87,000 kWh por año, sacando a Saxum Winery y los pozos de riego de viñedos fuera de la red.

“Diseñada para aprovechar el clima local para maximizar la ventilación cruzada, la luz del día y la energía solar, la estructura de tuberías recicladas posee un sistema de techo fotovoltaico de vidrio laminado que produce un tercio más de energía de la necesaria en la bodega”, aseguró Clayton & Little.

planta general