Inspirado en el tardígrado, un animal microscópico que podría sobrevivir a una posible extinción provocada por cualquier posible catástrofe astrofísica, el estudiante de la Universidad de Lund -Suecia- David Bursell ha diseñado una chaqueta que funcionaría como dispositivo de soporte vital básico en caso de un desastre natural. 

El proyecto propone un nuevo tipo de prenda, diseñada para ayudar a la supervivencia del usuario durante tres a siete días. Un conjunto de puntos de contacto y correas permiten que ”Tardigrade” se convierta en un refugio, un sistema de transporte o se reconfigure de otra manera que los usuarios puedan imaginar.

Los bolsillos desmontables pueden actuar como recolectores de agua o recipientes para cualquier otro material necesario. El proyecto está inspirado en el cambio climático y en las crisis naturales y sociales cada vez más extremas que provocará el fenómeno. ”Tradigrade” ofrece una solución simple y de pequeña escala para los problemas que pone en peligro a todos.

La chaqueta-refugio ”Tardigrade” ha sido seleccionado como uno de los 150 proyectos del Global Grad Show 2018, una exhibición de proyectos de estudiantes recién graduados que busca señalar las estrategias más eficientes para dar forma al mañana, a partir de la premisa del bienestar social. La exhibición que incluye a estudiantes de 61 países de todos los continentes se desarrolla en el marco de la Dubai Design Week