El diseñador industrial Adriaan Hugo y la diseñadora gráfica Katy Taplin, fundadores del estudio sudafricano Dokter and Misses, han diseñado una serie de lámparas hechas con bolas de vidrio soplado que parecen derretirse sobre soportes y colgantes metálicos. Se trata de la serie Moonjelly, el primer intento del estudio con sede en Johannesburgo de fabricar productos que incorporan vidrio.

“Son como globos desinflados o gotas suspendidas. Algunos se parecen bastante a los guantes de boxeo y tienen una expresión de dibujo animado, mientras que otras son formas de fusión más surrealistas. En la producción, partimos de un material que conocíamos bien, el acero, y experimentamos con cómo el vidrio en su estado fundido interactuaría con él, para crear un nuevo proceso de producción”, dijo el dúo.

Las lámparas nacieron de una visita a la fábrica de vidrio de Ngwenya, donde Adriaan y Katy fueron invitados a trabajar junto con sopladores de vidrio internacionales y locales para experimentar con la artesanía tradicional y proponer nuevas sugerencias para las formas. Así, el estudio trabajó con el equipo de sopladores para doblar esferas de vidrio reciclado sobre estructuras de acero para producir un efecto de fusión que recuerda las pinturas de Salvador Dalí.