”Picca” es una tradicional fábrica de pastas ubicada en una transitada calle de Villa María, Argentina, cuyos orígenes datan de 1954. Esta empresa familiar, hoy en manos de su tercera generación, buscó generar una nueva imagen de marca con el propósito de ampliar el público objetivo y asociarla a un sector más amplio dentro del rubro de la gastronomía. Para ello recurrió a la práctica local Efeeme Arquitectos

Bajo la premisa de crear un espacio que conceptualice cercanía y calidad, el diseño interior se inspira en un elemento cotidiano y familiar, el palo de escoba. Este simple elemento crea una estética propia y con fuerte identidad.

Para el cielorraso se utilizaron 1954 palos de escoba (en conmemoración al año de fundación de la empresa familiar) distribuidos de forma regular en una cuadricula metálica de 10x10cm dibujando, con sus longitudes, una doble cúpula virtual.

Sobre las paredes se utilizan los palos de escoba exprimiendo al máximo sus posibilidades, cambiando tramas y colores en diferentes planos y funciones: soporte de estanterías, expositores o simplemente revestimiento. Para exaltar el protagonismo de la madera se ha pintado el techo y las paredes en negro, creando un lienzo neutral para la intervención a la vez que otorga una sensación de profundidad espacial.

Para la distribución funcional se construyó una pieza única de mobiliario central dispuesta longitudinalmente que fusiona mostrador, caja y exposición de productos frescos, construida con puntales de madera de pino.

Para la intervención en el exterior, el principal objetivo fue captar la atención del transeúnte que tenía que sentir la presencia del establecimiento en un sector de alto tránsito peatonal y vehicular. Para ello, la estética filar del interior queda expuesta en la línea de fachada, creando un juego visual entre la textura interior y exterior.

La fachada adosada fue realizada con caño estructural de 3x3cm desempeñando una doble función: revestimiento y cartelería. Los caños están rotados secuencialmente a 1º para generar un efecto de movimiento otorgado por el contraste de luces y sombras.

”Picca” combina un ambiente tradicional con una estética minimalista contemporánea dando como resultado una cálida atmósfera monocromática que persigue el objetivo de crear una experiencia de compra única y memorable que trasmita a los clientes la calidad del producto.