El estudio internacional con base en España y Suiza, Gus Wüstemann Architects, ha finalizado las obras de la Casa Z22 y Almacén F88 en el barrio de Seefeld, al centro de Zúrich, Suiza. Se trata de la recuperación de un edificio patrimonial, desarrollado en colaboración con el departamento local de conservación de monumentos, que da cabida a un programa de vivienda colectiva, donde lo inacabado está terminado.

gus-wustemann-architects-casa-z22-almacen-f88-catalogodiseno (14)

El proyecto es un diálogo contextual con la historia, la casa original tiene 170 años. Las históricas y masivas paredes de piedra fueron el punto de partida para la aplicación de intervenciones contemporáneas que son el soporte de estilos de vida contemporáneos que incluye 5 pequeños apartamentos en la ”casa” y 4 talleres residenciales en los antiguos talleres.

gus-wustemann-architects-casa-z22-almacen-f88-catalogodiseno (17)

”La vivienda es una casa construida hace 170 años. Las paredes de piedra natural fueron levantadas hace tanto tiempo, pero incluso en esa época las paredes fueron enyesadas. Ahora hemos quitado las capas originales del yeso y esto condujo a un estado ”crudo” de las paredes de piedra naturales, que nunca se vieron. Es una referencia al material, a la construcción y a la ”obra misma”. dice Gus Wüstemann Architects.

gus-wustemann-architects-casa-z22-almacen-f88-catalogodiseno (18)

El aspecto arquitectónico-social, la casa burguesa de la época, tiene ahora una impronta menos evidente, pero sigue siendo la misma casa desde el exterior. En un espacio confinado, se ha desarrollado un espacio que fluye libremente junto a las paredes de piedra natural. Una nueva tipología de ”paseo arquitectónico” en un espacio confinado, donde, dependiendo de la estructura social y el curso del día, los programas se despliegan y se comunican con la periferia, el muro de piedra natural.

gus-wustemann-architects-casa-z22-almacen-f88-catalogodiseno (8)

Toda la intervención, los nuevos muros y volúmenes son ligeras, aunque de apariencia rocosa gracias al enyesado de paneles OSB. Las ventanas de madera se montaron directamente sobre losas de piedra natural con marcos de madera maciza de 20 cm de espesor.

gus-wustemann-architects-casa-z22-almacen-f88-catalogodiseno (24)

En los talleres, la intervención se adaptó a los grandes arcos de piedra natural con una topografía de hormigón, una respuesta contemporánea a un fuerte elemento histórico. Un paisaje de piedra ocupa programas que son sólo marginales en apariencia, la tectónica y la luz están en el foco, llenando el espacio con una fuerza poética.

gus-wustemann-architects-casa-z22-almacen-f88-catalogodiseno (15)

Todos los elementos fueron dejados en su estado original, crudo o fueron reconstruidos en código crudo , un tributo al material sin jerarquización. No hay materiales inferiores. La contaminación social y la connotación desaparecen. Como resultado, el espacio se vuelve libre y auténtico,  tal como la gente puede ser.

gus-wustemann-architects-casa-z22-almacen-f88-catalogodiseno (16)