Motivada por un fuerte interés personal, la diseñadora española Ines Sistiaga ha realizado una extensa investigación de materiales y construcción sobre el tejido de punto para entender cómo puede coexistir con las estructuras blandas de los humanos. En ”Tailored Bond”, su proyecto de grado en la Design Academy Eindhoven, el cuerpo, como punto de partida, se absorbe en el diseño. Ines unió una gama de diferentes disciplinas: cuidado, ortopedia, codificación y la industria del tejido, con el objetivo de transformar el escenario médico actual, que basa su proceso de diseño en una comprensión estandarizada del cuerpo.

”Actualmente podemos encontrar un escenario de diseño empobrecido en el que las posibilidades de un médico para implementar un tratamiento de curación asistida se limitan a unos pocos tamaños y cualidades materiales. A esto también podríamos agregar que esos productos no son lo suficientemente sensibles para los pacientes y sus cuerpos.”, dijo Ines Sistiaga.

”Tailored bond” propone un sistema de fajas para el cuerpo hechas a medida que funcionan a través de un software capaz de traducir datos detallados, desde la exploración de una resonancia magnética 3D de un paciente, a un código para que la máquina de tejer entienda. Por lo tanto, los parámetros como rigidez, compresión, elasticidad, textura, calidez y transpiración, entre otros, pueden encontrar la traducción del material en un soporte tejido personalizado de punto. Este es un proceso que pretende humanizar los entornos industriales y médicos, a veces demasiado fríos.

”Los dispositivos ortopédicos textiles están diseñados para ayudar al rendimiento de los tejidos blandos de nuestro cuerpo, como la epidermis, los músculos, los tendones o los ligamentos. Diseñado en base a una comprensión del cuerpo derivado de las hojas de datos estandarizadas, su capacidad de rendimiento podría considerarse limitada.” agrega Ines Sistiaga.

Las capacidades de rendimiento y las posibilidades táctiles que puede lograr el tejido ya se utilizan para crear patrones textiles y tejidos de comportamiento sensibles. Este proyecto pretende combinar ese potencial técnico con tecnologías de escaneo 3D, utilizadas en medicina, para crear un sistema que comience a partir de las necesidades de curación de un cuerpo específico y lo devuelva con un producto específico para ayudarlo en esas necesidades.

La producción y la exploración de materiales en este proyecto han sido apoyadas por Knitting Holland Funding e investigado en colaboración con Textiel Lab Tilburg Museum y Knitwearlab de Holanda. Dispuesto a ampliar las posibilidades de esta técnica, el método de trabajo ha sido experimental, de prueba y error, en una retroalimentación constante entre la estudiante y el propio tejido.