El recién graduado de la Universidad británica de Northumbria, Mac Collins, ha revisado su herencia caribeña para diseñar esta silla afrofuturista, que tiene como objetivo empoderar a su usuario. Bautizada como ”Iklwa”, el término dado a una lanza corta utilizada por los zulúes -un grupo étnico bantú del sur de África- la silla o trono de madera de fresno pintada presenta una estructura similar a un trono con un respaldo redondo y apoyabrazos estrechos que están modelados para parecerse a las lanzas.

Al estudiante se le ocurrió la idea cuando investigaba ideas para su proyecto de graduación a principios de este año. Se inspiró en su propia ascendencia caribeña y en el movimiento cultural llamado afrofuturismo, que combina la cultura africana con la tecnología y la ciencia ficción.

“A lo largo de los dos primeros años de mi curso, basé todos mis diseños en influencias japonesas y europeas porque son muy buenos en la fabricación de muebles, pero luego me di cuenta de que tenía una rica herencia propia que podía comentar. Comencé a buscar en mi propia ascendencia y cómo terminé viviendo en el Reino Unido. Mi investigación me llevó por un camino bastante oscuro hacia los comienzos de la esclavitud y me sentí realmente impotente y frustrado cuando descubrí estas cosas.

Quería que la pieza invocara la autoridad y el derecho. También quería agregar drama e intensidad y sentí que la riqueza del color ultramarino ayudaría a hacer esto. El trono que he creado es una respuesta a eso, tiene el poder de potenciar, en lugar de oprimir”, comentó Mac Collins.