Al interior de una planta tipo ubicada en un edificio de oficinas de la ciudad de Córdoba, Argentina, el estudio local Rüm Proyectos y Diseño, junto a la arquitecta Josefina Tillard, habilitaron un espacio de trabajo para cuatro jóvenes empresarios que aprovecha la iluminación existente. Frente a una planta libre, se armaron boxes con estructura de durlock para conformar un depósito y cuatro oficinas individuales en torno a los espacios comunes, la sala de reuniones y la sala de espera respectivamente.

El siguiente paso del proyecto ”Vista Office” fue diseñar el mobiliario a medida para acompañar cada actividad. La zona de la barra, contigua a la sala de reuniones que actúa como una cocina abierta donde se puede tener una reunión informal, tomar un café o leer el diario. El color de la pared permite delimitar el espacio y darle vida. Conformada por una barra alta con estructura de caño revestida en chapa perforada, una mesada baja de madera maciza guatambú y una alacena alta para guardado de vajilla y otros elementos.

La sala de espera, paso obligado para el ingreso a las oficinas individuales, se pensó como un espacio amigable que acoge a las personas y puede convertirse también en un espacio de reunión y descanso. En ese espacio aparece un sillón tapizado de 3 cuerpos frente a un fondo de chapa perforada utilizada como biombo para tapar el ingreso a los baños. Tanto en el sillón como en las dos poltronas que lo acompañan, se utilizó la madera maciza como elemento que aporta calidez e importancia al ambiente.

En los box de oficinas que fueron delimitados por los divisorios de durlock, se diseñaron escritorios en ”L” con melaminas combinadas (gris grafito y roble miel) acompañados por módulos de guardado, adaptados a cada espacio según dimensiones, iluminación, entre otros factores. También se utilizaron recursos decorativos como macetas de hierro con plantas y cuadros distribuidos en lugares claves para aportar frescura y color.